Cambio en el discurso: Schiaretti hablo frente a empresarios y criticó a Macri

Cambio en el discurso: Schiaretti hablo frente a empresarios y criticó a Macri

El gobernador Juan Schiaretti brindó el discurso de apertura de la serie de almuerzos organizados por la Fundación Mediterránea. El mandatario cordobés contó con un fuerte apoyo de su entorno. Estuvieron presente en el primer encuentro el vicegobernador Martín Llaryora y gran parte de los ministros de su gabinete quienes se mostraron de muy buen humor y dialogaron con la prensa.

Tampoco faltaron figuras de la oposición. Olga Riutort, Miguel Siciliano, Héctor Baldassi y el viceintendente cordobés dijeron presente en uno de los eventos preferidos por el empresariado cordobés.

A la hora de su exposición, el gobernador cambió el estilo amistoso de su discurso con la Nación por uno con tono electoral en el que se mostró en desacuerdo a la manera en que el gobierno nacional reparte los fondos a las provincias y como se distribuyen los subsidios. “Hay que discutir con la Nación la Coparticipación, pero también los subsidios”. “No puede haber tanta diferencia entre lo que pagan en Buenos Aires y Córdoba, en cuanto a transporte u energía eléctrica, por ejemplo” agregó.

A lo largo de su alocución Schiaretti tocó una amplia agenda de temas. Entre ellos el gasto proyectado para el presente año, principalmente en obras públicas. “Los astros están alineados para que Córdoba afronte un gran plan de obra pública” consideró. También habló del incidente que se vivió en la planta de residuos industriales Taym, cuando un temporal generó confusión entre los habitantes del sur de la ciudad de Córdoba respecto de la calidad del agua. “Estuvimos a un tris de un desastre ecológico. Exigimos explicaciones a la empresa” aseguró el gobernador y adelantó que continuarán los estudios en la planta para garantizar a los cordobeses que el agua que beben es segura.

Uno de los puntos álgidos de la jornada estuvo vinculado al conflicto docente que genera preocupación en varias provincias del país, entre ellas en Córdoba. El gobernador explicó que se ofreció a la UEPC el equivalente a la inflación, más el 1,5%, oferta que no fue aceptada por el gremio.

“No hay propuesta que les venga bien, es muy difícil llegar a un acuerdo con el sindicato mientras estén en la pelea nacional; esperemos que no haya que resolver la elección de Ctera para arreglar”. Además se diferenció de la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal: “Nunca pagaré un extra a quien no pare, ni tampoco daré un aumento por decreto”.

También se pronunció a favor del “derecho de expresión” en todos los ámbitos. “Torpedea la unidad nacional aquellos que marchan con el helicóptero pero también aquellos que mandan a laburar a los piqueteros”.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.