POLITICA DE ENTRECASA: el arduo camino al Palacio de Tampieri y las PASO de Frontera

POLITICA DE ENTRECASA: el arduo camino al Palacio de Tampieri y las PASO de Frontera

Con poco más de 15 días de campaña política por delante, la ciudad marcha, con la inexorabilidad que impone el paso del tiempo, rumbo al 12 de mayo, día en el que sabremos quienes gobernaran la provincia de Córdoba, la ciudad de San Francisco y, con la particularidad del caso, quién ganará la elección municipal en la ciudad Capital.

Si unos meses atrás se le hubiese aparecido a García Aresca el Genio con la lámpara y le hubiera otorgado la posibilidad de elegir el escenario ideal para buscar su reelección, difícilmente hubiera podido imaginar uno mejor que el que tiene por delante.

Schiaretti, candidato a gobernador de su espacio, con imagen e intención de voto que solo dejan para el domingo electoral la incógnita de la diferencia con la que ganará la elección. Esto le otorga un marco inmejorable para el desarrollo de su candidatura local.

Su principal competidor en la elección de 2015 y único referente con una intención de voto superior al 20% del electorado, Damián Bernarte, que se suma a Hacemos por Córdoba primero en la provincia y luego a una alianza electoral local encabezando la lista de concejales, que  le da una particular fortaleza al armado electoral al que se suma una unidad casi monolítica del peronismo clásico detrás de su candidatura.

Su gestión municipal, con amplios niveles de aceptación a partir de una fuerte presencia en obra pública, en políticas sociales, en relaciones institucionales y con orden económico que respalda su pedido de continuidad por un último período al frente del municipio.

Y por si todo esto fuera poco, Cambiemos, que en San Francisco sí había logrado la unidad en torno a la candidatura de Luciano Stoppani, se vio impactado por la división provincial y ahora compite por el mismo electorado con Cristian Canalis que va por la Lista 3.

Esta realidad diluyó la posibilidad de agrupar a los críticos de la gestión de García Aresca en torno de un solo candidato. Es una verdad de Perogrullo pero vale señalarla: la dispersión de la oposición siempre beneficia al oficialismo.

La dualidad de candidaturas de Cambiemos no solo divide votos, también esfuerzos y recursos.

Tanto Canalis como Stoppani sufren la ausencia (o casi…) de apoyo de estructuras provinciales y el gobierno nacional, de su signo político, se liberó de todo compromiso con la elección cordobesa. No aporta recursos económicos para sostener la campaña pero tampoco presencias relevantes que agiten la campaña y brinden apoyo a sus candidatos.

Canalis y Stoppani se debaten en soledad y con lo que tienen a mano, que luce como poco.

Para colmo de males, marzo y abril, meses anteriores a la elección, son los de menor imagen del gobierno nacional, por lo que ese contexto, tampoco le suma en la elección local.

Las encuestas son siempre relativas y para su análisis hay que considerar las características técnicas, la profesionalidad de la empresa y quienes la contrataron.

Hemos visto varias y nos vamos a quedar con algunos conceptos que nos dejara un diálogo con Roberto Schreiner, autor de un sondeo reciente en la ciudad para Hacemos por Córdoba.

Dice Schreiner que “La gestión de Macri está pasando por el peor momento, no llega al 15% de imagen positiva”.

A nivel provincial “la gestión de Schiaretti nunca estuvo tan bien en San Francisco con el 65% de aprobación, además, es importante resaltar que tiene sólo el 6% de rechazo.”

En tanto que su conclusión a nivel municipal es que “García Aresca camina tranquilo, en la valoración que hacen los vecinos, la gestión ha crecido, el 67% de los vecinos aprueban el mandato del Intendente.”

Estos números son los que le dan sentido a la “no campaña” que lleva adelante hasta ahora García Aresca y su equipo.

En cuanto a la intención de voto, lo tiene a Schiaretti con mayor porcentaje que Aresca y a Mestre y Negri también mejor que Canalis y Stoppani, con lo cual, los tres candidatos pueden mejorar su intención de voto de acá al 12 de mayo dice el consultor.

En el Palacio, con los números de Schreiner se ilusionan con un octavo concejal.

El cuarto en discordia es Andrés Romero que en esta encuesta se muestra en una especie de “empate técnico” con los candidatos de Cambiemos, consolidando el voto tradicionalmente kirchnerista de la ciudad y con chances de pelear lugares en el Concejo Deliberante.

Romero sufre también ausencia de recursos y apoyos provinciales y nacionales, sin embargo, su referencia, Cristina Fernández de Kirchner, luce mucho mejor en imagen que un par de años atrás.

Otra dificultad que afronta Romero es la carencia de un candidato a gobernador. Su lista es la única de carácter absolutamente local y si sus electores no tienen claro el procedimiento para votarlo, hay algún riesgo de anulación de votos por superposición.

Las campañas de los tres principales opositores tienen matices, sin que ninguna logre conmover a la opinión pública hasta ahora.

La de Canalis luce más clásica, con caminatas barriales, con reuniones partidaria y con vecinos en las que participan referentes departamentales como Mauricio Cravero hablando de su plan de viviendas con toda la credibilidad que le otorga al intendente de Arroyito haber construido más de 300 en sus dos mandatos, ahora vendrá Marco Puricelli a hablar de la propuestas de Parques Educativos, también con el respaldo de lo hecho en Córdoba y en estos días estuvo Ricardo Alfonsín haciendo conocer su apoyo tanto a Canalis como a Mestre.

Por el lado de Stoppani, rodeado de un equipo de comunicación juvenil, la apuesta está en las redes sociales, donde difunde propuestas y visitas barriales, también se propuso la apertura de locales en diferentes sectores de la ciudad. En estos momentos agita un pedido de debate público con García Aresca por el cual no ha recibido respuesta.

Romero también apela a un esquema de campaña más clásico, sin prescindir, como no la hacen lo demás tampoco, de las redes sociales. Reuniones barriales, énfasis en el discurso en cuestiones sociales y en obras que faltan en la ciudad como pavimento y viviendas. También invita a los ciudadanos a dar un mensaje nacional de apoyo al espacio Cristinista.

Hay cuatro candidatos más que, al menos en la medición de Schreiner no tienen mayor presencia electoral aunque dos de ellos, Germán Casinerio, del Partido Libertario, y Lorena Menestrerollo, dele MST-Nueva Izquierda fueron quienes mayor “ruido” mediático generaron con algunas de sus afirmaciones y propuestas.

San Francisco marcha hacia el 12 de mayo y, salvo que ocurra algún hecho extraordinario, solo resta poner en números un resultado que parece “cantado”, peroooo…siempre hay que recordar que “la política es el arte de hacer posible lo imposible” y esa posibilidad, sigue en manos de los candidatos y sus equipos.

FRONTERA

Unos párrafos para las PASO que se llevan a cabo en Santa Fe este domingo 28, donde el principal interés regional está en lo que suceda en Frontera.

Es una elección “interna”, pero también es una referencia electoral determinante de cara a las elecciones del 14 de junio.

En término de resolución de internas, la única incógnita viene del lado del Justicialismo donde compite cuatro candidatos aunque dos son los que parecen concentrar el mayor apoyo: Néstor Fissore y Rubén Contrera.

La candidatura de la actual intendenta, Victoria Civalero, ya está asegurada, sin embargo, necesita un buen resultado para salir fortalecida de cara a la elección “en serio”.

El resultado va a arrojar al menos dos lecturas políticas, una de ellas, sumar el apoyo candidato por candidato, donde Civalero aspira a ser la más votada.

La otra es, resuelto el candidato peronista, sumar los votos del espacio y ver que chances tiene de consolidar ese electorado el 14 de junio.

Mucho está por verse en Frontera y las PASO del domingo nos darán una fotografía nítida de la realidad política actual de nuestra ciudad hermana.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.